Vistiéndote a medida

Hola querida amiga!

Se acerca el día la boda de tu amiga de toda la vida. En la tuya, ella se vistió divina para la ocasión. Que menos que hacer lo propio en su día.

Así que recorres a la misma atelier que hizo tu precioso vestido de novia.

Un vestido del mismo verde que el color de tus ojos te quedaría divino. Pensabas en un color más típico como un negro liso o un rojo fuego pero recuerdas que con tu vestido dio en el clavo así que… te dejas asesorar. Y haces bien!

Mar Casanovas

 

Primero encontráis el diseño que estilice más tus virtudes y disimule tus imperfecciones. Parece mentira que sea capaz de encontrar el estilo que mejor te conviene, tan rápido! Y mientras  te estás despidiendo caes en la cuenta… Y qué zapatos me compro ahora que convine con el vestido que estamos haciendo? Unos negros? Demasiado sosos, puede que unos tipo sandalia o quizás aquellos que me puse en la última boda… Sabes que puedes traer unos zapatos que no uses pero que sean cómodos y te los revestimos con la misma tela del vestido? Qué fantástica idea!

Y no sólo los zapatos, puedes hacer lo mismo con el chal. Mejor conjuntada, imposible. Vas a unas sesiones más hasta que, al fin, queda perfecto nuestro vestido. Pero antes de marcharnos… Nos queda elegir el mejor tocado que podemos encontrar en el gran surtido que nos pueden ofrecer. Uno grande o uno más discreto? Por qué  no uno que sea que destaque y se conjunte aun mejor con nuestra nueva indumentaria?

Ahora ya estamos listas para ver a nuestra amiga como da ese gran paso en el mundo marital, sintiendo que estamos divinas con nuestro precioso vestido hecho a medida. Siendo la sensación de la fiesta siendo la que lleva el mejor vestido, o la segunda tal vez.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *